lunes, 16 de mayo de 2011

The Cave Singers “No Witch (2011)”.

Me acerco a esta banda por dos cosas, una buena crónica en una revista y la más importante, en el mes de Junio he programado una escapada con mi amada Sophie a Amsterdam y tocan en el Paradiso, club mítico donde los haya (Aunque al final ese día veré a Danzig). Así que si a esto le añadimos que en la crónica anteriormente indicada hacían referencia a que las bandas de procedencia de sus miembros eran ni más ni menos que Murder City Devils y Pretty Girls Make Graves, pues ya tenemos dos factores a su favor, en contra ese sonido Folk que tan poco me atrae, pero “No Witch (2011)” esta realmente bien, y tiene momentos eléctricos muy buenos, después de profundizar un poco en sus anteriores discos para mi este sale ganador.

Podríamos englobarlo en el manto del eclecticismo en el sentido que podemos acercarnos al blues más pantanoso, al Folk sin hacerse cansino, Americana al estilo de un Ryan Adams inspirado y hasta ecos de mis queridos Black Rebel Motor Cycle Club. Lo primero que me viene a la cabeza y esto es una apreciación muy personal, es que la voz es el cruce perfecto entre Brett Michaels (Poison) y Ryan Adams, la suavidad acústica que inicia el álbum tanto en “Gifts and The Raft” y “Swin Club” así me lo recuerdan, eso sí ambas con un bonito manto de arreglos cada una. “Black Leaf” irrumpe con unas guitarras eléctricas del interior del bosque donde se encuentra el Merlott’s de True Blood, cuidado con los vampiros!!! y “Falls” se desarrolla arrastrándose serpenteante sobre un ritmo de batería y un complemento de Hammond con un buen coro hacia el final del tema.

Percusiones y guitarras de esencia añeja siguen con la buena evolución del disco en “Outer Realms” y se van desarrollando por una amplia amalgama de sonoridades que van desde toques de Alt country “Haller Lake” o “All Land Crabs”, formas más retro rockistas “Clever Creatures” (otra vez Ryan Adams) con pinceladas a los Blind Melon más Folkys, “Haystacks” como si Dylan rejuveneciera, o Psicodelia en “Faze Wave” de aires chamanes, muy a lo Wowenhand. Para el final del álbum se guardan el que para mí es el mejor tema del álbum, una manera de cerrar en plan festivo, “No Prosecution” te deja con ganas de más y puestos a pedir, a pesar de ser un disco muy completo, podrían haber metido más temas como este último.


7 comentarios:

PUPILO DILATADO dijo...

He oido hablar de ellos pero no he escuchado nada. Tendré que poner remedio con tu excelente crítica porque no pintan nada mal.

Buen post para picar nuestro gusanillo insaciable y melómano!!

LoRbAdA dijo...

Un disco del copón. Ha sido un gran descubrimiento.

Ofersan dijo...

Pupilo Dilatado- totalmente recomendado, disfrutaras seguro con el album.

Lorbada- Yo lo llevo escuchando bastante, tambien los anteriores aunque este me tiene enganchado.

Saludos

J.M.B. dijo...

Los tengo en pendientes... Cómo se acumula el placer, menos mal que ya llegan las vacaciones.

Saludos

paulamule dijo...

Afortunado tú por Amsterdam y por Danzig en una sala. Bueno, y por Sophie.
Salud.

Ofersan dijo...

JMB- Pues a isfrutarlos en periodo vacacional, a mi tambien me queda solo tres semanitas para una de vacaciones!!!!

Paulamule- Afortunadisimo diria yo, je,je... espero pasarlo en grande y como no, con la mejor compañia.

Saludos

manel dijo...

Buen descubrimiento man!! Me han gustado mucho!Saludos.